Central Oficinas Teléfono: 971 71 08 03
Central Oficinas Fax : 971 72 79 43
Departamento de Operaciones (24h.): 649 85 52 72
area_invest_horario_laboral: 609 76 43 71
Área de Investigación (24h.): 649 855 272
Área de Seguridad y Servicios (24h.): 649 85 52 72
  • Español
  • English
  • Deutsch
  • Su nombre (requerido)

    Su e-mail (requerido)

    Núm. Teléfono

    Tipo Consulta

    Su mensaje

    Verificación de seguridad:
    [recaptcha recaptcha-164]

    1
    Abr

    Agradecimiento desde el CNP

    Hoy queremos compartir con vosotros y vosotras la reflexión que hizo hace un par de días José Ángel González, Jefe Operativo de la Policía Nacional, que comentaba la importancia del personal de las empresas de vigilancia y seguridad en el desarrollo de esta crisis, ya que son piezas fundamentales para mantener el orden y evitar posibles contagios en supermercados, hospitales, centros de salud, etc.


    Queremos aprovechar para deserale al Jefe Operativo González una pronta recuperación, al ser uno de los más de 100.000 infectados de Coronavirus en nuestro país.


    Sigamos luchando, entre todos lo conseguiremos!

    30
    Mar

    Guerra contra las falsificaciones

    Ningún producto escapa del riesgo de fraude o de ser copiado. Ante esta situación, las empresas se han puesto manos a la obra para luchar contra las falsificaciones con la ayuda de las nuevas tecnologías. Blockchain, inteligencia artificial, big data, machine learning… todo está sobre la mesa y ya hay compañías que han implantado avances o que están realizando pruebas piloto.

    EY es una de las consultoras que trabaja con ahínco en este asunto. En una empresa de retail de alimentación en Italia han introducido un caso de uso precisamente para el pollo de corral. En el empaquetado se añade un código QR (sistema BIDI) que el consumidor puede escanear para comprobar toda la historia del producto, desde dónde nació el animal hasta si ha sido criado en una granja ecológica. «Una vez existe el pollo se le genera una identidad con sus atributos que se registra en la red blockchain», dice Javier Vello, socio responsable de Retail & Consumer Products de EY. Desde ese instante se monitoriza toda la cadena por la que pasa el alimento; los distintos actores que intervienen suben información a la red, que es inmutable y no se puede falsear, tal como destaca Miguel Briales, del área de Consultoría de esta misma consultora.

    Lo mismo ocurre con otra empresa de vinos también en Italia. Se registran datos en nodos en la «nube» desde que se cosecha la uva hasta que se embotella, cuando se le añade un código QR con el que el usuario final puede corroborar todo el origen y proceso de producción. La experiencia le dice a EY que el cliente en supermercado en realidad apenas chequea esa información, pero es un plus que redunda en la facturación. Por ejemplo, en el supuesto del pollo apenas 1.000 personas probaron esa experiencia pero sus ventas crecieron más de un 20%. «Lo que vendes es confianza, fiabilidad», comenta Vello.

    Un problema en auge

    ¿Cómo se ha llegado al punto de hasta tener que proteger la comida? La profesionalización de los delincuentes y el auge de internet han provocado el «boom» de los engaños. «El problema de las falsificaciones va a más. Una empresa se ve en la tesitura de tener que desarrollar los productos, invertir en su lanzamiento… y cuando funciona ves que empiezan a copiarte y tienes que invertir también en perseguir estas actividades», asegura María González Gordon, socia responsable del Departamento de Propiedad Industrial, Intelectual y Negocio Digital de CMS Albiñana & Suárez de Lezo. Esta abogada señala que las compañías incluso contratan detectives privados para dar con los delincuentes porque, según repiten todas las fuentes consultadas por ABC, no son otra cosa que organizaciones criminales. Según cifras de la Unión Europea, en 2018 -último año con datos- se intervino en 69.354 casos en los que se incautaron 26,7 millones de artículos por valor de 738,1 millones de euros. Pero el daño va mucho más allá: la Oficina de Propiedad Intelectual comunitaria (Euipo) calcula un impacto anual en las ventas de las empresas de 92.300 millones, entre el daño directo e indirecto; otros 16.300 millones de impacto para los gobiernos continentales; y una destrucción de 760.579 empleos.

    27
    Mar

    Aprovechemos a los detectives frente al COVID19

    Muchos, muchísimos son los profesionales de la investigación privada que nos hemos quedado “en casa” estos días por el Estado de Alarma decretado en nuestro país por el virus COVID19, y muchos, seguramente todos, pensamos que los más de 1500 detectives que ahora mismo no podemos ejercer, podríamos ser más útiles a la hora de luchar contra esta pandemia.

    Hay ejemplos de países, como Corea, con una población bastante parecida a la española y con una penetración del virus COVID19 en la población (al inicio de la epidemia en cada país) que se parecía bastante a la que sufrimos en su momento en España, que han sido capaces de doblegar la curva de infectados, pudiendo así ganar un tiempo precioso para no colapsar sus sistemas de salud.

    El secreto? Además de las medidas de confinamiento y consejos de higiene a la población, la clave ha sido una detección temprana de los contagios (con una gran cantidad de tests realizados) y una posterior localización de contactos de esos casos positivos para ponerlos en cuarentena y cortar la cadena de transmisión de un virus que se está demostrando muy contagioso.

    Se imaginan que en España se hubiese realizado esa localización de positivos? Ese rastreo de contactos de positivos? Y si los detectives que ahora mismo no pueden ejercer sus investigaciones fueran contratados por el Estado para esa labor? Más de 1500 profesionales aportando una experiencia que evidentemente poseen.

    Aún estamos a tiempo… por favor, tengan en cuenta a los detectives para parar esta pandemia, podemos aportar mucho y estamos dispuestos a hacerlo!

    25
    Mar

    Las redes sociales, ayuda inestimable para el detective

    Gracias a las redes sociales y a la tecnología móvil cada vez es más sencillo investigar a alguien. Por lo que para los detectives privados es más sencillo y rápido realizar su trabajo. Porque somos visibles a través de nuestros móviles y de cada conexión a Internet, dejando huellas fáciles de rastrear, pues hasta el mínimo detalle sirve a un investigador, desde la última conexión a Whatsapp, como el fondo de nuestra foto de perfil o un comentario de un amigo en su red social. De esta manera somos más fáciles de controlar que nunca y sin necesidad de violar ninguna ley.

    Hoy en día, es muy complicado dejar de formar parte de aplicaciones y redes como Facebook, Twitter o Instagram. Y los detectives se sirven de ello, pues gracias a las redes sociales y el móvil logran la mitad de sus objetivos sin esfuerzo alguno. Pero más allá de la tecnología, los detectives privados siguen necesitando la investigación a pie de calle, como se ha hecho toda la vida. Porque una vez que a través de las redes sociales o el móvil se localiza a alguien, se necesita seguirlo, vigilarlo y grabarlo.

    23
    Mar

    La detective noruega que rastrea el Covid-19

    Cuando alguien da positivo en coronavirus en este municipio de 130.000 habitantes (que lleva 150 positivos y un fallecido), Katja recibe la información del paciente para reconstruir todos los pasos que este ha podido dar desde que se infectó. La nueva misión de esta funcionaria durante la pandemia es indagar dónde y con quién ha estado en los últimos días para localizar a todas las personas que han podido tener contacto directo con la persona contagiada de coronavirus y avisarles de que también podrían estarlo. Para evitar más contagios, todos deben ponerse en estricto aislamiento. También les brinda la asesoría que necesiten para la cuarentena.

    Los primeros casos que se detectaron en Noruega fueron de personas que habían vuelto de Italia o Austria. “Aquí ha habido muchos casos en viajes de esquí y de negocios”, explica Katja. “Así que mi trabajo es reconstruir todos sus pasos y preguntarles con quién han estado en contacto desde que volvieron del extranjero”. Debe hacerles seguimiento, empezando por su pareja, sus hijos, los compañeros de trabajo, los clientes…

    21
    Mar

    Agradecimiento

    Desde Grupo Cabanach queremos agradecer a los sanitarios, fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado y militares su trabajo. También a todos los hombres y mujeres de nuestra plantilla que han sabido adaptarse a esta dura situación y luchan contra ella, cada uno desde sus puestos. Juntos venceremos!

    18
    Mar

    Sección detective Cabanach EsRadio (17/03/20)

    Explicamos cómo las limitaciones decretadas por el coronavirus están afectando al sector y las labores que pueden llegar a desempeñar los vigilantes.

    Ir a descargar
    13
    Mar

    ¿Cuánto cuesta estafar a una aseguradora?

    No ser totalmente sincero a la hora de rellenar el cuestionario informativo antes de firmar una póliza o inventarse algún tipo de accidente o robo puede acabar con el timador en prisión por engañar a la compañía.

    Cuatro de cada diez intentos de estafa a un seguro están relacionados con los coches, según datos de la Unión Española de Entidades Aseguradoras y Reaseguradoras (Unespa). Precisamente, una de las más sonadas de los últimos años fue la de un hombre que llegó a cortarse la mano derecha para fingir que era la consecuencia de un terrible accidente de tráfico y cobrar así la indemnización correspondiente de las ocho pólizas que había suscrito semanas antes.

    No le salió bien la jugada, porque el resultado final fue que el Tribunal Supremo le condenó en 2016 a tres años y seis meses de prisión por un delito continuado de estafa, así como a devolver los casi 350.000 euros que había conseguido cobrar con sus engaños, además de perder su mano para siempre.

    No es el único caso de intento de estafa a una compañía aseguradora que ha acabado en los tribunales. Los jueces españoles han tenido que aclarar en diferentes sentencias cómo se persiguen este tipo de delitos que, aunque en algunos casos se envuelven como simples y pequeñas mentiras, pueden acabar con el protagonista en la cárcel en función de la gravedad del asunto.

    Consecuencias penales

    «A priori, podría parecer que no hay ningún riesgo si se intenta engañar a la aseguradora, pero lo cierto es que dicha conducta se encuentra tipificada en el Código Penal», alerta Marc Pujolas, asociado sénior del departamento de procesal de Deloitte Legal.

    Y es que, como explica el experto, «la actuación tendente a engañar a la aseguradora es susceptible de constituir un delito de estafa que, en función del engaño, puede implicar una multa económica e, incluso, una condena de cárcel de entre seis meses a tres años».

    Además, esta pena puede verse aumentada en función de la cantidad que haya sido estafada con un castigo de hasta seis años de prisión si se considera finalmente que se está ante una gran estafa.

    Asimismo, Pujolas apunta que los métodos utilizados para llevar a cabo el engaño también pueden endurecer el castigo. No en vano, «pueden implicar que los autores sean condenados por otros delitos», avisa el abogado de Deloitte Legal. Así, por ejemplo, puede incurrirse en el delito de simulación si se ha fingido uno inexistente, como podría ser un atraco o el robo de un vehículo, así como se puede dar falsedad en documento mercantil cuando se simulan diferentes facturas que tratan de justificar la adquisición de productos cuyo supuesto robo se comunica a la aseguradora con posterioridad.

    Está claro, por tanto, que mentir a la aseguradora a posteriori para cobrar una indemnización puede tener consecuencias penales, circunstancia que no se produce si se hace con antelación. Sin embargo, tratar de engañar a la hora de rellenar el cuestionario previo a firmar una póliza también podría tener repercusión.

    9
    Mar

    El reconocimiento facial se instala en Moscú

    Moscú aspira a desafiar a China como uno de los lugares más video-escrutados del mundo. La capital rusa ha amasado una de las redes de videovigilancia más completos, con hasta 200.000 cámaras en una sofisticada malla público-privada. El alcalde, Serguéi Sobyanin aspira no solo a que esa telaraña se desarrolle sino también a que toda la red disponga de uno de los sistemas de reconocimiento facial más avanzados fuera del gigante asiático como parte de su arsenal de lucha contra el crimen.

    La frondosa maraña de cámaras de vigilancia en el metro moscovita, las calles, organismos oficiales o en los portales de multitud de edificios graba al menos 1.500 millones de horas de metraje al año. Y Moscú, que lleva años apostando por el uso de las nuevas tecnologías y que se ha convertido en número uno en “efectividad del Gobierno electrónico en la prestación de servicios públicos», según un ranquin de la ONU, quiere usar la inteligencia artificial y el Big Data para analizar esos millones de datos. Ahora, la capital rusa ha elevado el envite y ha adquirido un sofisticado –y controvertido— sistema que permite el reconocimiento facial “en tiempo real” en las bases de datos policiales y de seguridad.

    5
    Mar

    Agresores de sanitarios: españoles, de ambos sexos y con especial incidencia los martes al mediodía

    Hoy recogemos una muy interesante ponencia así como los protocolos establecidos, publicada en MallorcaDiario.com.
    El comisario Galván es un gran profesional que conoce desde hace muchos años el sector de la seguridad privada y por lo tanto es un gran interlocutor en los diferentes escenarios donde opera la seguridad privada entre ellos la sanidad.
    Entrevista completa en: https://www.mallorcadiario.com/agresiones-a-sanitarios-baleares-policia-nacional

    «Sois un colectivo que no se siente inseguro, pero lo estais. Hay que protegerse y apostar por la figura del director de seguridad». Son palabras del comisario Javier Galván, interlocutor policial nacional sanitario de la Policía Nacional, durante una charla ofrecida a profesionales del sector de Baleares en el Colegio de Médicos de Palma.

    Según los datos de Policía Nacional, 2019 cerró con seis denuncias interpuestas por parte de profesionales sanitarios en las islas, con el mismo número de víctimas. La mitad se debieron a agresiones verbales y la otra mitad a ataques físicos.

    Además, en base a la memoria policial, el perfil del agresor y el calendario de ataques está perfectamente detectado: casi el cien por cien son españoles -excluyendo así el factor turístico-, se trata de una problemática protagonizada tanto por hombres como por mujeres y con edades comprendidas entre los 35 y 55 años. Los meses de mayor incidencia son mayo y octubre y los martes, los días de la semana con picos más pronunciados. Por horas, la franja conflictiva está comprendida entre las 10 y las 14 horas, con especial incidencia al mediodía.

    ¿Los motivos? Discrepancias con el profesional, el tiempo de espera, la no coincidencia con lo recetado y los informes no acordes a sus exigencias.

    Ante ello, Galván ha reivindicado la importancia de la figura del director de seguridad en hospitales y centros de salud para dar respuesta a esta lacra y poner en marcha protocolos de seguridad efectivos, entre otros, ante el robo de material sanitario costoso y sensible como ya ha ocurrido en otros puntos del país.

    «La solución no pasa por poner vigilantes de seguridad algunas horas, eso son parches», ha asegurado ante los asistentes a la cita en la sala de actos del Comib. «Hay que invertir en este asunto, es

    En la actualidad, Baleares cuenta con 38 centros sanitarios con medidas de seguridad privada -vigilantes, cámaras- y de ellos, seis disponen de vigilantes de seguridad 24 horas al día.