Central Oficinas Teléfono: 971 71 08 03
Central Oficinas Fax : 971 72 79 43
Departamento de Operaciones (24h.): 649 85 52 72
Área de Investigación (24h.): 609 76 43 71
Área de Seguridad y Servicios (24h.): 649 85 52 72
  • Español
  • English
  • Deutsch
  • Su nombre (requerido)

    Su e-mail (requerido)

    Núm. Teléfono

    Tipo Consulta

    Su mensaje

    Verificación de seguridad:

    “Villarejo se ha equivocado echando un pulso al Estado: al Sistema no se le reta”

    Cuando una se prepara una entrevista, indaga sobre el personaje, su pasado, su actividad… Pero cuando llegas a su despacho, te asalta la duda de “¿y si resulta que sabe él más de mí que yo de él?”. Podría ser. Al fin y al cabo, un detective privado -uno bueno- es un submundo de informaciones de toda índole y gravedad y solo él conoce el alcance. Juan Carlos Cabanach es uno de ellos. Dirige una de las agencias de detectives con más solera y experiencia de Balears -llevan entre 200 y 300 casos al año- y como se suele decir, vale más por lo que calla que por lo que reponde. En pleno ‘fervor Villarejo’, Cabanach se sienta con mallorcadiario.com para hablar del excomisario, de su alergia adquirida a los casos de políticos (“huelen, son antiestéticos”), de sus casos ‘estrella’ de este año y por supuesto, el gran clásico: los cuernos.

    ¿En qué momento se encuentra su empresa?

    Estamos en un momento de especialización, hay exceso de oferta y hay que saber decir ‘no’ a ciertos casos y concentrarnos en algunos.

    ¿Y de intrusismo?

    Sí, tanto externo como interno. Hay intrusos, como Villarejo, que se hacen llamar Agencias de Inteligencia, no están reguladas por el Ministerio del Interior y se dedican a hacer funciones de Inteligencia, paraespionaje, etc. Y luego tenemos un intrusismo interno importante. Hay más licencias que nunca, te salen detectives como champiñones y los estudios por internet a distancia tienen mucho que ver en ésto. Tú acabas una carrera online y listo: Ya puedes montar un despacho en tu propia casa, pagándote un autónomo y tirando los precios: 25-30 euros la hora. Da igual si apenas tienes experiencia formativa… Nosotros ya no entramos en este tipo de trabajo, nosotros damos soluciones a clientes.

    Decía que se han especializado en ciertos temas. ¿Cuáles?

    Como llevamos muchos años y tenemos otro tipo de mercado, optamos por temas de fraudes, aseguradoras de grandes siniestros, estafas, alzamiento de bienes, bajas… Ya no aceptamos el típico elemento que pide un seguimiento de uno o dos días, porque solo la fase de preparación y documentación te lleva casi más tiempo que el mismo seguimiento. Seguir a una persona no es pintar una pared, nosotros no vamos por un ratitos. Por eso, nos ha desaparecido algún cliente directo.

    ¿Por ejemplo?

    El típico asunto de cuerno o de seguir a algún menor… Alguno hacemos, pero pocos. Esta misma semana he entregado un informe a una señora, una abuela, que quería controlar a su nieto. Igual con otros habría tenido alternativas más baratas, pero le aseguro que habría sido menos profesional. Con nosotros sabe perfectamente qué ha hecho, dónde ha ido, con quién…

    ¿Su capacidad de resolución es del cien por cien?

    Lo que siempre digo es que es el cien por cien a lo que nosotros nos comprometemos y ahí, operativamente, tenemos un cien por cien de resultados. Lo que ocurre es que muchas veces la operatividad no tiene nada que ver con el resultado que quiere el cliente. Me pueden preguntar ¿cómo ha ido el seguimiento de 3-4 días de mi nieto? Y yo le diré “perfecto, porque en todo momento hemos sabido dónde estaba”. Otra cosa, es que haya hecho lo que tú querías que hiciera y que tengas ese tipo de prueba.

    El uso de tecnología es fundamental en su sector.

    La tecnología, de hecho, es superior y más avanzada a lo que la ley te permite. Existe de todo, ¡hasta satélites privados que pueden estar fotogrtafiando todo el mundo y grabando permanentemente! Estamos en la era de Gran Hermano pero hay un límite que es de carácter legal. A mí me obsesiona que la prueba sea válida, por eso hay que conocerse el Código Penal y los cauces legales para que el trabajo sirva. No se puede rebasar jamás la línea, solo acercarte a ella. Si la traspasas, le buscas un problema al cliente y tú, te juegas la carrera.

    ¿Eso frusta?

    Hay subterfugios, imaginación, pillerías, modos muy divertidos de averiguar cosas, no hay que recurrir a métodos ilegales. Como pasa en otras profesiones, cuando entras en el lado oscuro, ya no vuelves.

    Hablando del “Lado oscuro”… Villarejo. ¿Lo conoce?

    Sí, traté con él hace tiempo. Él ha estado ahí durante muchísimos años, creo que ha hecho un servicio al Estado, con diferentes gobiernos y diferentes partidos. Ha sido un señor que ha manejado muchísima información y muy hábil.

    ¿Y por qué ha caído, según usted?

    Mi visión personal es que él se ha equivocado echando un pulso al sistema y en concreto al CNI y su director. Se enfrentó a él, en público y privado. Villarejo empleaba ciertos mecanismos policiales para asuntos particulares y en un momento dado, ha querido extorsionar al Estado. Tenía algunos enemigos, se ha sentido un poquitín acorralado. Ha intentado acopiar más información y ha chantajeado al Sistema. Y eso es un error: contra el Sistema no se puede ir.

    ¿Hay muchos muertos en los cajones?

    Yo diría que hay personas violadas, en el sentido de que se han violado sus intenciones, o han sido obligados a hacer ciertas cosas o han sido acallados o anulados por ciertas informaciones, sí. Ya hemos visto lo que ha pasado con el marido de Ana Rosa. Todo eso de información vaginal no es invención de Villarejo, ésto se hace desde siempre. Ya había agentes dobles, y triples y Mata Haris.

    ¿Las Cloacas del Estado huelen mal, muy mal, es insoportable?

    Más que como huelen, subrayaría que el monopolio de las cloacas del Estado no lo tiene una persona. Habría que definir bien qué es el Estado, qué es la cloaca, qué partidos políticos han intervenido y dónde, así que no creo que este señor tenga el monopolio. Viallerejo, desde luego, ha sabido estar en los momentos precisos y ha sabido manejar el asunto para que nadie se haya atrevido a prescindir de él. Hasta un momento dado que, las personas de las que podía tener información ya no estaban o estaban amortizadas. Y en el otro lado había gente nueva, más joven.

    Visto desde fuera es hasta divertido.

    Es interesante, vamos a ver cómo acaba todo y qué se invalida y qué no porque estamos siempre en la línea. Con Gurtel ya hay tres o cuatro abogados interponiendo recursos que pueden tirar por tierra toda la instrucción del mayor caso de corrupción política de este país. Desde luego este señor tiene información. Bien o mal utilizada, pero tiene.

    Anda que usted no habrá perseguido a personajes “curiosos”…

    Le contaré el caso de un señor que, sin necesidad, al que le ponía fraudear. No lo necesitaba pero lo hacía. hablamos de los años 90, en los aeropuertos no había cámaras. Bien, pues él viajaba con varias maletas y al llegar a su destino, las metía unas en otras hasta que solo quedaba una y denunciaba que le habían perdido objetos. Eran los años 90, no había cámaras. Sacó mucho dinero, nos contrataron y lo pillamos.

    El coronel de la Guardia Civil en Baleares, Jaume Barceló, pasa a la resreva y en una entrevista con mallorcadiario.com decía que la corrupción “se ha calmado”. ¿Lo comparte?

    Absolutamente, el coronel es una persona muy lista, conoce muy bien Mallorca y habla con criterio. La gente se ha asustado y como dice el refrán “el miedo guarda la viña”. Era un mal muy generalizado que ocntaba con poca condena social, en algunos casos hasta parecía que se aceptaba. Pero estalló, los casos se juzgaron, hubo contundencia y los medios han informado con meticulosidad. Así que yo diría que la corrupción política tuvo su tiempo.

    Ahora es tiempo de…

    Un año de hoy eran cinco o seis de antes. Vamos a una velocidad de crucero tremenda. Somos modas: maltrato, violencia de genero, maltrato a los menores, mobbing, bullying… En el tema de corrupción, incluso diría que nos hemos deformado un poquitín. Nosotros, por ejemplo, no vamos a trabajar para ningún partido político. Han salido informes de este despacho, todos legales, hemos dado las explicaciones oportunas, y han salido preguntas parlamentarias, etc. que han sentado daños colaterales. No quiero tener nada que ver con los políticos: sus temas huelen, no gustan, son antiestéticos… Y ésto no es normal.

    Yihadismo. ¿Hacen seguimientos o llegan a algún caso de éstos partiendo de otros?

    Ufffff, es tema tabú. No hacemos seguimientos y si diésemos con algún caso, lo comunicaríamos a la autoridad (Policía Nacional, Guardia Civil o CNI, podemos elegir con quién trabajamos), como es nuestro deber. Hay mucho por aprender, aunque todo el mundo se las dé ahora de especialista en yihadismo. Hay pocos, como el coronel Pedro Baños, una persona brillante. Y luego por supuesto, los grupos de Información de Policía y Guardia Civil . Es obvio que hoy estamos tranquilos y mañana podemos no estarlo, es una amenaza de primer orden y hay que dejar trabajar a los especialistas.

    Vamos a por el clásico: las infidelidades. ¿Hacen más casos, menos?

    Siguen estando y estarán siempre. Lo que le puedo decir es que ahora hay mucho control de parejas gays. Antes no había de ésto porque no salía a la luz y ahora está a la orden del día. Algunos lo trabajan mucho, nosotros tenemos menos casos.

    ¿El gran nicho de estos últimos tiempos?

    De esta temporada 2018, sin duda, las bajas. Y no solo nosotros: todos hemos crecido en bajas. Durante la crisis la gente tenía miedo a perder el trabajo y las bajas estaban casi desaparecidas pero ahora parece que no importa columpiarse. Hemos tenido muchísimas investigaciones y casi todas positivas. Trabajadores que se lo montan porque “le duele la rodilla o el brazo” o llevan collarín o sufren ansiedad y luego, todos tienen otro trabajo. Como hay pleno empleo, asumen riesgos. Y esta “pillería” es un gran problema dentro de una empresa. Piense en una PYME, con 20- 25 trabajadores. Uno haciendo estas cosas y los demás, trabajando. Desmotivan mucho al equipo.

    Algún caso concreto, sin dar identidades ni datos.

    Estamos llevando la baja de una profesional que ha estado en el departamento de recursos humanos de una gran compañía durante muchos años, por lo que es consciente del modus operandi de estas empresas y el uso que hacen de detectives para verificar bajas. Se lo esta montando para buscarse una invalidez y al estarla observando, constatamos que toma mil precauciones en la vía pública y sitios donde cree que la pueden ‘cazar’… aunque siempre se comete algún fallo.

    ¿Las redes sociales son una trampa?

    Son una base pero no una prueba. Ha habido despachos que se han centrado solo en redes y en el juicio se ha argumentado que la foto era de otro día, y listo. Las redes están muy bien pero como en periodismo, la información se debe contrastar.

    ¿Y nuevas tendencias actuales?

    Fraude de vinos. A instancia de marcas, muchos detectives estamos trabajando en ellos, ya que con el nuevo Código Penal la falsificación es un delito contra la propiedad industrial. Y hay grandes bodegas españolas, como Vega Sicilia, que son muy falsificadas.

    ¿En China?

    Sí, ytambién rusos y españoles. Lo hacen bien y lo colocan en el mercado por internet a unos precios más económicos. Un ejemplo: está el Vega Sicilia único normal y el único especial. Este último solo se hace con algunas añadas y hubo una red bastante torpe que puso en circulación una serie de botellas en un año que no se había producido. Al final te pillan.

    Después de la Operación Claims de la Guardia Civil, se tumbó una red de iintoxicaciones falsas en hoteles que destapó una estafa de más de 50 millones. ¿Prevé nuevas formas de estafas en este sector?

    Tanto que hablaban de la picaresca española y resulta que los británicos la practicaban más. De ésto siempre va a existir. Es importantisimo tener información y también saber analizarla. Con esta operación hay datos objetivos de antes y después y el daño que se ha hecho al sector es tremendo.

    ¿Hay más mafias operando en Balears?

    Más pero pero menos profesioales. En según qué sectores, se juntan cuatro espontáneos y ya se pueden convertir en grupo criminal.

    Después de la entrevista a Mallorca Diario, pudimos comprobar como José María Alonso, Decano del Colegio de abogados de Madrid, hablaba de Villarejo en los mismos términos. Puedes leer la entrevista concedida al Diario El Mundo aquí.

    Leave A Comment