La detective noruega rastreadora de COVID19

Hoy les compartimos la historia de una funcionaria noruega que se está encargando de rastrear a los contactos de positivos o posibles positivos de una localidad de 130.000 habitantes de este país.

Cuando Katja recibe la información del infectado, se pone manos a la obra reconstruyendo todos sus pasos y poniéndose en contacto con los contactos directos para ponerles sobre aviso y darles las indicaciones necesarias, y eso incluye indicarles de que deben seguir un aislamiento estricto cumpliendo los 14 días preceptivos de cuarentena. 

Los casos iniciales en Noruega fueron casos detectado que provenían de terceros países como Italia o Austria, que provenían de viajes de negocios o de ocio (sobre todo esquí). A partir de esta información se reconstruyen los pasos de los infectados. Los más fáciles de localizar siempre son los familiares más cercanos, y los más complicados posibles contactos que, en ocasiones, ni el infectado conoce. Un trabajo complicado, como el de los detectives privados, ¿no creen?

Si necesita algún tipo de investigación privada en Palma de Mallorca no dude en contactar con Detectives Cabanach, intentaremos resolver su caso con total seriedad y eficacia.